Nina Sánchez Valencia, una mexicana haciendo historia en la OEA

En el modelo universitario de la OEA, los jóvenes de distintas carreras como Derecho, Dirección y Administración de Empresas, entre otras, se reúnen para debatir asuntos de política internacional.

Foto:  Cortesía Invi Noticias

El liderazgo es una cualidad muy demandada en esta época, es una competencia laboral que se tiene que desarrollar para sacar lo mejor de cada persona en el ámbito profesional y en el personal.  

Se dice que el liderazgo es una herramienta que se debe de usar para sobresalir y servir, y eso lo tiene muy claro Nina Sánchez Valencia, alumna de sexto semestre de la carrera de Derecho de la Universidad Anáhuac Oaxaca (UAO) que nos llena de orgullo como su casa de estudios y como país, ya que se convirtió en  la primera estudiante mexicana en ser electa presidenta del Comité General de la Simulación de la Asamblea General del modelo OEA (WMOAS, por sus siglas en inglés), para la edición 2019.

Nina, como una gran líder, sobresalió al competir contra más de 200 estudiantes de 25 países de todo el continente y obtuvo este importante e histórico logro, al destacar por su capacidad de debate y argumentación en inglés, así como el conocimiento en temas relacionados con política pública y problemas fundamentales interamericanos.

La estudiante de Derecho confiesa que su interés por la política internacional comenzó desde pequeña, pues su abuelo le inculcó ver noticias y la invitaba a  reflexionar, pensar y debatir qué propondría ella para solucionar los problemas de los países.

En el modelo universitario de la OEA, los jóvenes de distintas carreras como Derecho, Dirección y Administración de Empresas, entre otras, se reúnen para debatir asuntos de política internacional como: contaminación ambiental, lavado de dinero etc, así lo explica Sánchez Valencia: “Este modelo es una réplica que se hace en la OEA y en lo que se basa es en tener un diálogo democrático con otros países para poder dar propuestas de solución a diferentes problemas que abarcan a todo el continente, con el propósito de que las voces jóvenes sean escuchadas y que la Organización de Estados Americanos pueda tomar en cuenta estas ideas y que nosotros podemos hacer grandes cosas por nuestro hemisferio. Quejarnos no es nuestra única alternativa, es más, ni siquiera debería ser una. Debemos trabajar”.

Para Nina, el ser mexicana y una estudiante de la Anáhuac es motivo de orgullo: “El hecho de ser la única universidad mexicana da un orgullo tremendo, el hecho de ser la primer mexicana en estar en la presidencia del modelo representa algo muy importante para mí, porque no sólo estoy representando con honor a mi universidad sino también a mi país, y es una experiencia muy bonita que te abre los ojos”.

Este fue el tercer año consecutivo que la Universidad Anáhuac Oaxaca participa en este evento, que se llevó a cabo en Washington D.C.; con este tipo de prácticas los estudiantes adquieren experiencia en derecho internacional público y en diplomacia, y ponen en práctica las habilidades que están en el modelo educativo de la Red de Universidades Anáhuac como negociación, trabajo en equipo, resolución de conflictos etc. para desenvolverse como grandes líderes y mejores personas.

Nina, gracias por poner en alto el nombre de México, sabemos que harás un gran papel en tu puesto como presidenta del Comité General de la Simulación de la Asamblea General del modelo OEA. ¡Estamos muy orgullosos de ti!